ZAQUEO EL RECAUDADOR DE IMPUESTOS

 
LUCAS  19:1-10

Jesús entró en Jericó. Allí vivía Zaqueo, un hombre que era muy rico y cobraba los impuestos. Zaqueo salió a la calle para conocer a Jesús, pero no podía verlo, pues era muy bajito y había mucha gente delante de él. Entonces, se fue a un lugar por donde Jesús iba a pasar y se subió a un árbol de higos, para poder verlo.

Cuando Jesús pasó por allí, miró hacia arriba y le dijo: “Zaqueo, bájate ahora mismo, porque quiero descansar en tu casa.”

Zaqueo bajó rápidamente, y con mucha alegría recibió a Jesús en su casa. Cuando la gente vio lo que había pasado, empezaron a criticar a Jesús y a decir: “¿Cómo se le ocurre ir a la casa de ese hombre tan malo?”.

Después de la comida, Zaqueo se levantó y le dijo a Jesús: - Señor voy a dar a los pobres la mitad de todo lo que tengo. Y si he robado algo, devolveré cuatro veces esa cantidad.

-Jesús le respondió:

-Desde hoy, tú y tu familia son salvos, pues eres un verdadero descendiente de Abraham. Yo, el Hijo del hombre, he venido para buscar y salvar a los que viven alejados de Dios.

Con esta historia Jesús nos enseña lo importante de ser rectos, honestos en todo lo que hacemos, y por más que nos equivoquemos, debemos reconocer nuestras fallas, arrepentirnos y Dios nos perdona de inmediato.


 



ORACION:

Amado Padre del cielo, te alabo y por eso te pido que me ayudes a mantenerme firme en todas las responsabilidades que tengo a mi corta edad, ayúdame a cumplir de la mejor manera mis obligaciones, mis deberes del cole por ejemplo. Te pido todo esto en el nombre de tu Hijo Jesús. Amén.

No hay comentarios:

DEVOCIONALES PARA NIÑOS